¿Cuál fue el primer evento de la historia?

Antes de empezar a introducirnos un poco en la historia de los eventos, es importante saber la procedencia de la palabra “evento”, procede del latín eventus, que significa “acaecimiento o cosa que sucede”. Palabra que fue usada por primera vez en la ciudad de Tiro, donde los romanos empezaron a verbalizarla a fin de destacar su potencial comercial y la conquista de nuevos mercados.

En las plazas públicas de Tiro la gente solía compartir momentos personales y también momentos donde realizaban transiciones económicas, exhibiendo productos que querían vender.

Decía Platón que el hombre tiene hambre de sociedad, ya que ninguno podríamos soportar llevar una vida sin compañía. Gracias a esto, el objeto de reunirse para compartir el tiempo en común se convirtió en eventos sociales que hoy día conocemos: bodas, cumpleaños, recepciones, velatorios, conmemoraciones de fechas patrias, etc. Por naturaleza a consecuencia de todos los eventos que se llevaban a cabo tubo su evolución natural de toda relación entre individuos generando los eventos comerciales.

TENEMOS CONOCIMIENTO DEL PRIMER EVENTO EN LA ERA MODERNA A RAÍZ DE LA REVOLUCIÓN INDUSTRIAL CUANDO ÉSTE HECHO, CIERTAMENTE SIGNIFICATIVO, TRANSFORMÓ POR COMPLETO EL MAPA POLÍTICO EUROPEO. FUE LA EXPO CRISTAL PALACE DONDE INGLATERRA NECESITÓ ENTONCES MOSTRAR AL MUNDO SU POTENCIAL COMERCIAL Y CONQUISTAR NUEVOS MERCADOS: DE ESTE MODO, NACE LA IDEA DE ORGANIZAR UNA FERIA BAJO EL LIDERAZGO DEL PRÍNCIPE ALBERTO.

La misma se llamó Gran Exhibición de Trabajos Industriales de Todas Las Naciones, así fue como surgió la primera Expo Universal en 1851.

Se celebró en una sede completamente construida transparente, un pabellón formado con 900.000 piezas de cristal (de allí que fue conocido como “la Expo del Palacio de Cristal”) en el que expusieron 19.937 empresas de las cuales 7.000 provenían de USA.

Desde entonces hasta ahora, hemos asistido a una evolución de todos esos acontecimientos a las que hoy llamamos eventos. Aunque el objetivo final de la mayoría no ha cambiado mucho, sí que se conciben de forma distinta. En la actualidad, los eventos están presentes en todo tipo de situaciones, se celebran eventos desde que una persona nace, celebrando babyshowers y bautizos, hasta que muere, llevándose a cabo entierros y velatorios.

Los eventos han cobrado tanta importancia que han proliferado gran cantidad de empresas que se encargan de su organización, muchas de ellas centrándose en targets concretos, como por ejemplo, la organización de bodas, de eventos deportivos, de viajes de incentivo, entre otros.

Desde los inicios de los eventos hasta ahora, lo que sí podemos tener claro es que tienen que existir para que suceda el crecimiento y desarrollo natural de la sociedad. Bien sea una fiesta, un concierto o una reunión, los eventos corporativos sirven para que podamos compartir momentos, conocer otros sectores profesionales, vender cualquier producto o servicio y, en definitiva, ser parte de una sociedad.

Tal es la importancia de los eventos que, hoy en día, podría decirse que se han convertido en la columna vertebral del significado de “vida social”.